Comparte

SANTO DOMINGO.- El gobierno dominicano anunció este sábado que comprará 110.000 dosis de la vacuna contra la COVID-19 producida en la India, ante los retrasos de los otros proveedores a los que ha comprado lotes de vacunas.

Las informaciones fueron ofrecidas durante un encuentro con directores de periódicos, en la que aseguraron que la Covishield, la vacuna del laboratorio anglo-sueco AstraZeneca, que elabora el Instituto Serum de la India, será la primera en llegar al país caribeño, aunque no informaron la fecha exacta.

El presidente Luis Abinader informará el próximo lunes detalles sobre el plan de vacunación en el país, que todavía no ha recibido ninguna dosis por parte de ningún laboratorio.

Así como las vacunas de la India, República Dominicana espera recibir cerca de 19,3 millones de dosis, para una población que ronda los 10 millones de personas.

Los principales acuerdos suscritos por el gobierno contemplan la compra de 10 millones de dosis de AstraZeneca y otras 7,9 millones de Pfizer.

Estas se sumarán a las 542.400 ofrecidas mediante el mecanismo COVAX, creado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para favorecer un acceso equitativo a las vacunas que se desarrollen contra la covid-19.

El pasado viernes, el Poder Ejecutivo avisó la adquisición de 768.000 dosis adicionales de la empresa china Sinopharm y en enero pasado, Abinader dijo que estaba realizando gestiones para adquirir otro lote de emergencia de la vacuna rusa Sputnik, aunque aún no ha anunciado nada con respecto a esa negociación.

De acuerdo a reportes, el país suma 228.895 contagios de coronavirus y 2.932 fallecimientos desde el inicio de la pandemia y desde finales de diciembre suele registrar algo más de mil nuevos casos diarios.

Actualmente las tasas de hospitalizaciones y de incidencia del virus muestran tendencia a la baja, en lo que ha sido la segunda ola de contagios en el país.

Por esta razón el gobierno ha flexibilizado los horarios de toque de queda y también ha vuelto a permitir actividades comerciales como restaurantes y gimnasios, con topes del 60 % de la ocupación.

Sin embargo, desde el inicio de la pandemia, mantiene cerrados los centros educativos y se imparten las clases por medio de la radio, televisión y medios informáticos. 


administrator

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *