Ha pasado mucho más de un año desde que el entonces presidente de la Junta Central Electoral (JCE), Julio César Castaños Guzmán, anunciara la suspensión de las elecciones municipales de febrero de 2020 debido a fallos en el voto automatizado, lo que causó un estallido social con la Plaza de Bandera como base.

A pesar del tiempo transcurrido desde entonces, para la procuradora General de la República, Miriam Germán Brito, sigue siendo un tema presente y aprovechó la presencia del exconsultor jurídico de la JCE, Herminio Ramón Guzmán Caputo, durante las vistas públicas para los aspirantes a ocupar una posición en el Tribunal Superior Electoral (TSE), para expresar su parecer sobre ese hecho.

“Para mí todos los que estaban en la Junta en ese momento son culpables”, exclamó la titular del Ministerio Público.

Germán Brito, quien hasta el turno de Guzmán Caputo no había intervenido de lleno en las entrevistas, le cuestionó sobre si fue consultado o no sobre la decisión de suspender las elecciones tras el fallo de los equipos del voto automatizado.

“Si hubiera sido consultado, quizás ese no sea el resultado… A mí nunca me llamaron, yo me enteré de eso por la prensa como el resto de la población y nadie me creyó”, fue la respuesta del exmiembro de la JCE.

Entonces Germán Brito le reclamó la razón del porqué no acudió a hacer una observación al pleno, a lo que este dijo que en caso de que lo llamasen hubiera aportado sus ideas.

La suspensión era atribución del TSE

El exconsultor jurídico de la JCE explicó que la suspensión de las elecciones debió ser una atribución del TSE y no del órgano electoral; sin embargo, reconoce que el pleno tuvo que “actuar con urgencia”.

“Esa suspensión no hubiese estado, eso es atribución del TSE… Pero si no se hubiese hecho, hubiese ocurrido una tragedia, la JCE actuó como medida de extrema urgencia”, aclaró.


administrator

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *