Comparte

Los hermanos dominicanos Michael Enrique y Antonio Gener Campusano Feliz, quienes tenían varios días secuestrados en el vecino país de Haití, ya están en libertad.

Aunque no ofrecen detalles de cómo fueron liberados, en un video difundido por los medios de comunicación, uno de los hermanos detalla que nunca fueron maltratados, aunque significó que “un secuestro es un secuestro”.

Sostuvo que los secuestradores siempre se mantuvieron al pendiente de su estado de salud, y agregó que quizás no los quisieron raptar, sino que lo hicieron por un asunto de circunstancias y para llamar la atención al presidente de esa nación, porque “los abandona, los tiene a un lado, como si fueran perros”, y ellos tienen familias que tienen que llevarles de comer.

Así mismo, hizo un llamado al pueblo dominicano a tratar bien a los haitianos, porque son gente buena.

En el video no detallan el lugar donde se encuentran ni cuándo regresarán a la República Dominicana.

Los hermanos mellizos fueron secuestrados mientras se encontraban rodando una película en el vecino país. Con ellos también había un nacional haitiano.


administrator