Comparte

Alejandro Bonifacio Torres es un abogado oriundo de la provincia Sánchez Ramírez que se inició en la vida laboral a los 18 años como recolector de basura, trabajo que le sirvió para pagar sus estudios universitarios.

“Yo era recolector de basura, desde ahí saqué una cuenta de ahorro y fui pagando mis estudios hasta que me gradué como abogado en el año 2002 en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD)”, manifiesta Bonifacio.

Bonifacio fue el tercer entrevistado de este viernes durante las evaluaciones a aspirantes a miembros de la Junta Central Electoral (JCE), y desde el inicio cautivó a los senadores que integran la comisión.

A la edad de 51 años este ha realizado diversos cursos y diplomados de investigación privada, filosofía, ética y moral así como relaciones humanas, que le han servido para en el tercer día de entrevista presentarse como aspirante a miembro del organismo electoral.

Trabajó como presidente de colegios electorales en cinco períodos, lo que lo motivó a aspirar a ser miembro de la JCE.

Durante su entrevista, Bonifacio no dudó nunca en demostrar sus inicios, acción que fue destacada por los senadores Antonio Taveras Guzmán y Faride Raful quiénes elogiaron su desarrollo profesional y la transición que tuvo de recolector de desperdicios a abogado y aspirante a miembro de la JCE.

Bonifacio le exhortó a los integrantes de la comisión a no descartar a los candidatos que tengan aspiraciones políticas puesto que los países se desarrollan gracias a la política.

Afirma que perteneciendo al pleno de la Junta puede ayudar a corregir las fallas que se cometen en los diferentes colegios electorales.

Expresó que es un hombre honorable de una familia humilde, por lo que no tiene ninguna tela por la cual se le pueda cortar.

“Hago un llamado a todos los bachilleres a que no se detengan y que sigan adelante, porque mientras usted está vivo puede seguir adelante siempre”, manifestó Bonifacio.

Fuente: diariolibre.com